Tecla 7/6 Como nos hacemos mensos

Ya tenemos el Sistema Nacional Anticorrupción, ¡aleluya!
Que se cuiden los corruptos.
Que se cuiden los protegidos por la descomposición del poder.
Que se preparen a rendir cuentan los que le apuestan a la impunidad.
Ya tenemos el Sistema Nacional Anticorrupción, ¡aleluya!
No habrá mas amaneceres grises.
No habrá mas dispendio, no habrá mas fomento de ineficiencia ni inequidad pública.
No habrá quien si agandaye y no la pague.
Como nos hacemos mensos, sin embargo.
Quien ha robado debería de pagarla. Quien roba es un delincuente, sea del sector público, empresarial o social.
Las leyes sean del tono del que se trate, se tuercen una y otra vez.
Ahí está Veracruz por citar. ¿En verdad se requieren leyes anticorrupción para proceder en contra de la descomposición del poder, o voluntad política y que en un sistema piramidal el Presidente gire a ver lo que está pasando con los veracruzanos para actuar en consecuencia, a tal punto que ayer mismo 20 mil empresarios se pronunciaron en contra del pago del impuesto del tres por ciento a la nómina por que el saqueo no tiene límite?
Tanto que ha pasado no es por que nos falten leyes. Somos un país de leyes.
Lo que ha faltado es responsabilidad pública y congruencia para que los Congresos no se bajen los pantalones y así se conviertan en un efectivo contrapeso al poder.
Lo que ha faltado es voluntad política, sensibilidad, conciencia. Y conocer a México no en campañas políticas de pinta bardas, sino de realidades brutales a las que ya hasta el Inegi se ha prestado a manejos cuestionables de los indicadores económicos y de pobreza.
Tanto que ha pasado no es por que nos falten leyes. Somos un país de leyes.
Hay corrupción y hay impunidad no por falta de leyes, sino por ausencia de principios para aplicarlas.
Hay corrupción y hay impunidad por que los contrapesos como la Secretaría de la Función Pública se convierten en designaciones de amigos, no republicanas. Ayer por igual se supo de la renuncia de Virgilio Andrade, y con un cargo tan importante ¿qué dejará de recuerdo? Nada. No por falta de leyes anticorrupción, sino por ausencia de responsabilidad pública.
Ya tenemos el Sistema Nacional Anticorrupción, dirá el infierno, espérate a ver a quien te pongo de árbitro y de quienes estará rodeado.
Se cuenta también con un sistema partidista para que fuera voz efectiva contra la corrupción, pero que se puede cosechar de un sistema tal corrupto y mediocre. Los partidos faltan a la legislación electoral, se convierten en delincuentes electorales y quien paga los platos rotos finalmente son los contribuyentes de cuyos bolsillos tiene que salir para pagar las multas.
Entonces, la voz partidista cuando sale a ganar la calle ya va bajo cuestionamiento o predisposición. En este mismo momento qué aporte puede ser del PRI contra la corrupción en Veracruz si a campaña fue alentando mejores tiempos no para proceder contra pasado y presente que tiene en jaque a la vida de los veracruzanos.
Bastara que se hicieran valer las leyes que se tienen para que este cáncer social de corrupción e impunidad, no hubiera avanzado.
Como nos hacemos mensos.
Ahora ya tenemos leyes anticorrupción, pero quienes hacen las leyes siguen en sus zonas de confort, con sus privilegios alimentando otros privilegios, lo que exhibe lo corrupto de corazones. No se tocaron el corazón para imponer mas impuestos a Baja California Sur, cuando en lugar de mas sacrificios a los contribuyentes sudcalifornianos debieron de cancelado sus privilegios y los de otros.
Chingarse a la mayoría para que unos tengan confort, es corrupto. Ahí está el INE con sus edificios y los centenares de millones de pesos que les destinará para que tengan hasta una cancha de básquet, cuando aquí en Los Cabos centenares de familias, miles, viven en medio de arroyos con sus vidas y bienes en peligro. No ser congruentes ni solidarios, es corrupto.
Ahí está Fox con toda la gran puerta que se abrió a la democracia no pescó ni charales y la gran puerta comenzó a cerrarse.
Somos un país de leyes, si. Pero no nos hagamos mensos, para que esas leyes tengan frutos deben de aplicarse.

Nota completa click aqui...

Síguenos en nuestras redes sociales y comparte:
Facebook
Facebook
Google+
Google+
http://www.tribunadelabahia.com.mx/tecla-76-nos-hacemos-mensos/
YouTube
Instagram
error: Contenido con derechos de autor