Reflexiones cotidianas El maestro y el discípulo

 

 

¿Qué es un maestro? El maestro es sólo el mensajero de las enseñanzas y cuando a él llega un estudiante adquiere una relación desde ese momento y hasta el infinito y más allá. Se estima que nadie se convierte en estudiante  de una persona sin la directa voluntad de Dios. Nada pasa sin un maestro y una persona que no tiene un maestro no tiene una vida y su maestro será el señor tiempo.

Cuando el estudiante encuentra su maestro debe apegarse a ciertas leyes: obedecer servir y elevarse; esa es una ley del infinito para el infinito y todas las virtudes están en aquellos que la obedecen. Un maestro antiguo de la India, Guru Nanak, decía: “Aquellos que obedecen, su gracia no puede ser ni siquiera escrita. Si alguien lo intenta, fallará.” Los maestros de antaño eran muy duros, su dureza era para disciplinar al estudiante en la obediencia. La obediencia para los orientales posee otra connotación, muy distinta a la occidental. Mientras que para los occidentales, la obediencia es un tipo de de esclavitud, un tipo e fastidio, como algo fuera de sus planes diarios, para los orientales obedecer lo imposible es la prueba para la sabiduría y la resistencia, valor, virtud, logro, una oportunidad hacia la gracia.

Nota completa click aqui...

Síguenos en nuestras redes sociales y comparte:
Facebook
Facebook
YouTube
Instagram
error: Contenido con derechos de autor