Juventudes, la fuerza que necesita México para salir adelante

 

TRIBUNA DE LA BAHÍA

Ciudad de México.-

Son las siete de la mañana con 14 minutos del 19 de septiembre de 1985, un sismo de 8.1 grados en la escala de Richter azota el centro del país y deja incontables decesos, personas desaparecidas, lesionadas y varios edificios derrumbados en el entonces Distrito Federal (D.F.), hoy Ciudad de México (CDMX), así como en los estados de Colima, Michoacán y Jalisco.

 

Hoy, son las 11 de la mañana del 19 de septiembre de 2017, toda la Administración Pública Federal (APF), Instituciones Educativas, el Sector Privado y las Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC) de México, trabajan de manera coordinada para hacer un macro-simulacro con el fin de conmemorar aquel día y recordarle a las personas como actuar en caso de sismo.

 

Dos horas y 14 minutos más tarde, tan sólo a dos semanas de la catástrofe que asoló el sur del país y que dejo sus mayores daños en Chiapas y Oaxaca, el Servicio Sismológico Nacional (SSN) reportó un sismo de 7.1 grados en la escala de Richter que azotó a las entidades de Morelos, CDMX, Puebla, Estado de México, Guerrero y Oaxaca, dejando 216 fallecidos.

 

Además de los decesos, se tienen reportadas a varias personas, entre ellas niñas y niños, que están desaparecidas o lesionadas de gravedad, así como edificios derrumbados o dañados, no obstante, justo como ocurrió la mañana de hace 32 años, México encontró entre los escombros la solidaridad y unidad, y con ello, la fuerza para avanzar juntos y sacar adelante al país.

 

En este sentido, cabe destacar que desde el pasado ocho de septiembre del año en curso en el Instituto Mexicano de la Juventud (Imjuve) se habilitó un Centro de Acopio, en el cual, no sólo las juventudes de este país sino toda la población en general, se solidarizo con las personas damnificadas y llevó diversas cosas destinadas tanto al estado de Chiapas como de Oaxaca.

 

Sin embargo, frente a la emergencia más reciente, los funcionarios del Imjuve, encabezados por su director general, José Manuel Romero Coello, decidieron destinar parte de esta ayuda, como agua y alimentos, a las personas afectadas en la CDMX, con el objetivo de atenderlas lo más pronto posible y sumándose así a las brigadas de apoyo para las y los damnificados.

 

También, llevaron casas de campaña y ayudaron a atender a los heridos en diversos puntos de las delegaciones Tlalpan, Cuauhtémoc e Iztapalapa, lo anterior, siguiendo las instrucciones del presidente de la República Mexicana, Enrique Peña Nieto, y del titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Luis Enrique Miranda Nava, de trabajar de manera coordinada.

 

Así lo señaló el encargado de articular la política nacional de juventud, José Manuel Romero Coello, quien además agregó que como parte del trabajo transversal que se tiene con todas las Instancias Estatales y Municipales de Juventud, se pondrán en marcha Centros de Acopio en los más de 400 “Centros Poder Joven” (CPJ) que hay en las 32 entidades de la República.

Nota completa click aqui...

Síguenos en nuestras redes sociales y comparte:
Facebook
Facebook
YouTube
Instagram
error: Contenido con derechos de autor