Input your search keywords and press Enter.

Impactante

Siempre será impactante ver escenas como las de ayer en el poblado de Tomatlán.

Es necesario que estos sucesos no dejen de impactarnos, que no dejen de sorprendernos y, sobre todo, que no dejen de indignarnos.

La muerte de un civil inocente, nos debe causar indignación y nos debe motivar a decir ¡Ya basta!

La violencia debe cesar. No es normal que las calles de un pueblo tranquilo, de la noche a la mañana sean escenario de fuego cruzado entre elementos del orden y delincuentes.

No es normal que los delincuentes secuestren vehículos y los quemen, bloqueando los caminos para causar terror.

Es imperdonable que sea asesinado a sangre fría a un inocente por el simple hecho de oponerse a ser despojado de su herramienta de trabajo: un camión repartidor de refresco.

El hecho que estas acciones puedan afectar a nuestra región en cuestión turística, a pesar de su importancia, pasa a segundo término, lo realmente importante es que se haga todo lo posible para que esto no vuelva a suceder y no se cobre víctimas inocentes, que su único pecado es haber estado en el lugar equivocado a la hora equivocada.

Se ha dicho en muchas ocasiones que “los buenos somos más”. Ojalá se pueda demostrar en la práctica y que sea inmensa mayoría se imponga y logre ser el freno de toda esta barbarie.

Edición impresa digital aquí