Input your search keywords and press Enter.

Al menos 33 muertos en un incendio provocado en un estudio anime de Kioto

TOKIO — Por segunda ocasión en dos meses, Japón está conmocionado por la devastadora violencia en un país que es esencialmente considerado uno de los más seguros del mundo.

La policía de Kioto dijo el 18 de julio que se cree que un hombre de 41 años prendió fuego a un líquido inflamable alrededor de un estudio de animación en Kioto. Murieron 33 personas en el que ya es considerado el incendio intencional más mortífero en tres décadas.

El fuego ocurre tan solo semanas después de que un hombre utilizó un cuchillo en un suburbio de Tokio para herir a varias personas, atacó a diecisiete niñas en edad escolar; una de ellas y un adulto perdieron la vida. El ataque, a manos de un hombre de 51 años, atrajo la atención hacia el fenómeno en Japón de los hikikomori —adultos que viven en extrema reclusión— y sus problemas psicológicos.

En el estudio Kyoto Animation —que ha producido programas y películas populares incluidas Full Metal Panic!K-On! y Clannad y ha hecho trabajos para la famosa compañía de animé Studio Ghibli— otras tres decenas de personas resultaron heridas en el incendio matutino.

El hombre que se cree que inició el fuego fue hospitalizado con quemaduras y está detenido. NHK, la televisora pública de Japón, dijo que la policía planeaba interrogarlo con mayor profundidad después de que les dijo que había vertido líquido inflamable cerca del edificio del estudio y lo había prendido.

Citando a la policía de Kioto, Asahi Shimbun, uno de los diarios tradicionales más grandes de Japón, reportó que el hombre había entrado al edificio gritando: “¡Mueran!” e intentó escapar, pero colapsó en la calle. Fue capturado por miembros del personal del estudio.

La tragedia del jueves tocó una fibra sensible entre el público japonés, que expresó su pesar en redes sociales. La etiqueta #PrayForKyoAni (oremos por Kyoto Animation) tenía 170 000 tuits la tarde del jueves (hora local).

Los incendios intencionales son poco comunes en Japón; expertos citados por NHK dijeron que este es el peor caso desde 1989. En 2001, 44 personas murieron en un incendio en un club de apuestas abarrotado en el distrito de entretenimiento más visitado de Japón, pero se determinó que fue accidental.

Fuente: www.nytimes.com

Edición impresa digital aquí