Editorial Ya basta

 

Gratificante escuchar una voz crítica de un gobernador ante magistrados y jueces del poder judicial, a quienes pide clara y llanamente que se deje de proteger a ex funcionarios corruptos, “que saquearon al estado y destruyeron sin piedad sus instituciones”

Antonio Echevarría, gobernador del estado de Nayarit, puso el dedo en la llaga y dejo en claro que un funcionario público, ya sea gobernador o fiscal, no puede salir impune de su cargo si en el mismo delinquió y a pesar de haber sido comprobado, el poder judicial no hace gran cosa para castigar estos delitos que laceran a un estado, como es Nayarit.

Hay que recordar que su fiscal en funciones, Edgar Veytia, fue detenido en Estados unidos, acusado de narcotráfico, funcionario que tuvo el monopolio de la “impartición de justicia”, en comillas porque lo que realmente hizo fue abusar de su poder e imponer un clima de violencia y de terror a lo largo y ancho del estado… “Justicia robada por un ex fiscal, hoy interno en una prisión Norteamericana, acusado de narcotráfico, y de quien hoy tenemos certeza que su conducta criminal tenía alcances, entre otros, hacia el secuestro, la extorsión, el desvío de recursos”, señaló el gobernador.

“Según reportes de la nueva Fiscalía General del Estado, el papel de guardaespaldas de esos malos servidores públicos es evidente, y absolvieron —por ejemplo— a un ex funcionario del periodo 2005-2011, cuya participación en el desvío de recursos quedó más que demostrada. Hay una evidente y deliberada dilación del proceso contra un ex alcalde capitalino de pésimo recuerdo”, señaló el mismo Echevarría.

Nota completa click aqui...

Síguenos en nuestras redes sociales y comparte:
Facebook
Facebook
YouTube
Instagram
error: Contenido con derechos de autor