Editorial ¡Hagan algo!

Se podrá decir que circular en una motocicleta con poca precaución, a exceso de velocidad y sin equipo de protección es una irresponsabilidad del conductor, lo cual es evidentemente cierto, pero muchos de esos conductores imprudentes no violarían la ley flagrantemente si existiera una autoridad con presencia en las calles de la ciudad.
Es brutalmente dramático el accidente de ayer en Ixtapa, cuando dos motociclistas chocaron de frente y perdieron la vida en el asfalto.
Dos muertes de motociclistas por una imprudencia son muchas. No es posible que estén circulando sin el mínimo equipo de protección, el obligado por el mismo Reglamento de la Ley de los Servicios de Vialidad, Tránsito y Transporte del Estado de Jalisco, sin que haya una autoridad que los detenga y los infracciones por el evidente riesgo que corren sus vidas por circular por las calles de Vallarta sin equipo de protección.
El Artículo 36 de dicho Reglamento dice:
Los conductores de vehículos de tracción animal, bicicletas, triciclos, bicimotos, triciclos automotores y motonetas de menos de 250 centímetros cúbicos de cilindrada, al circular en la vía pública tendrán las siguientes obligaciones:
I. Sólo serán acompañados por el número de personas para el que exista asiento disponible:
II. Deberán circular por el carril de la extrema derecha;
III. Utilizarán un solo carril, evitando circular en forma paralela con otros vehículos similares;
IV. Circularán en todo tiempo con luces encendidas, a excepción de los vehículos de tracción animal y bicicletas;
V. Los tripulantes y conductores de motocicletas de cualquier tipo deberán llevar casco y lentes protectores:
VI. No deberán sujetarse a otros vehículos que transiten por la vía pública; y
VII. No llevarán carga que constituya un peligro para si o para otro.
El artículo 27 dice:
Las motocicletas con motor mayor de 250 centímetros cúbicos de cilindrada, además de cumplir las disposiciones del artículo anterior con excepción de su fracción II, deberán observar sus conductores las mismas disposiciones que la Ley y su Reglamento establecen para los automovilistas. Protecciones tan indispensables para los motociclistas no pueden dejarse pasar por alto. Si es motociclistas se sube a su vehículo sin esa protección, la autoridad debe tener suficiente personal para prohibirle circular por las calles de Puerto Vallarta.
Ya basta de ignorar este problema. La autoridad municipal debe responsabilizarse de este grave problema y ponerle un punto final, debe exigir a todos los motociclistas cumplir al pie de la letra en reglamento, de lo contario, las muertes absurdas como las de ayer seguirán ocurriendo.

Nota completa click aqui...

Síguenos en nuestras redes sociales y comparte:
Facebook
Facebook
Google+
Google+
http://www.tribunadelabahia.com.mx/editorial-hagan-algo/
YouTube
Instagram
error: Contenido con derechos de autor